Retailers | La reunión que asocia a Ulabox con el independentismo

La presencia de Arnau Grinyó, director de marketing de Ulabox, en una reunión con Oriol Soler y Julian Assange levanta ampollas.

Letrero de Ulabox en una de sus sedes Letrero de Ulabox en una de sus sedes
Letrero de Ulabox en una de sus sedes

Ha sorprendido en estos días la imagen de Arnau Grinyó, director de marketing de Ulabox, reuniéndose con el fundador de WikiLeaks, Julian Assange. En el encuentro también estaba presente Oriol Soler, impulsor del diario Ara y uno de los rostros más reconocidas del movimiento independentista en Cataluña. ¿Encuentro para dar mayor cobertura internacional a la crisis catalana? Desde luego ha servido para que el nombre de Ulabox se haya asociado con el independentismo.

La reunión se celebró el pasado 9 de noviembre y ha salido a la luz a través del diario El País. Tuvo lugar en la embajada de Ecuador en Londres, donde Assange se encuentra recluido desde junio de 2012, solicitando asilo político.

Assange ha sido noticia en los últimos días por sus mensajes en redes sociales apoyando el movimiento independentista catalán. Hacía tiempo que no se sabía nada de él y ha aprovechado el conflicto catalán para lanzar sus críticas y desinformaciones contra España, sobre todo por las cargas policiales en el referéndum del 1 de octubre.

Es curioso por ello que justo ahora Oriol Soler, uno de los principales ideólogos del independentismo, se haya reunido con Assange, aumentando las sospechas que indican que el movimiento separatista liderado por Carles Puigdemont, expresidente de la Generalitat, está intentando crear y potenciar a nivel internacional la imagen de Cataluña como víctima del Gobierno español.

La presencia de Arnau Grinyó, responsable de marketing de Ulabox y experto en campañas de comunicación en Internet, ha causado sorpresa y malestar. A nivel público poco se ha manifestado respecto a la situación catalana, aunque en su cuenta de Twitter, que solo puede ser vista por sus seguidores, tiene una foto de perfil en la que pide la libertad de Jordi Cuixart y Jordi Sanchez, líderes de la Asamblea Nacional Catalana (ANC) y Òmnium, las principales entidades movilizadoras del independentismo, que están en la cárcel desde el pasado 16 de octubre.

Tras darse la noticia de la reunión en la mayoría de los medios de comunicación españoles, muchos internautas han señalado con el dedo a Ulabox y la palabra boicot ha salido a la palestra. El llamado antisúper ha salido en la lista de empresas a boicotear y muchos consumidores han pedido explicaciones a la compañía, que se ha desmarcado de las actividades individuales de Grinyó.

"No solemos meternos en qué hace cada ulaboxer en su tiempo libre. Pero si podemos decirte que esa reunión no tiene relación alguna con Ulabox ni ninguna de sus acciones pasadas o presentes. El único tiempo libre que nos importa es el de nuestros clientes", dice Ulabox a los internautas que preguntan en redes sociales.

"No solemos meternos en qué hace cada ulaboxer en su tiempo libre. Pero si podemos decirte que esa reunión no tiene relación alguna con Ulabox"

Ulabox ha sido también cuestionada sobre su posición respecto a la crisis catalana y ha querido ser bien clara al respecto: "Nuestro posicionamiento es que en nuestras oficinas trabajamos gente de muy diversas opiniones e ideologías que tienen su vida fuera de aquí y eso no influye para nada en nuestra función laboral. Ese viaje nada tiene que ver con Ulabox".

Oriol Soler ha dicho que la reunión con Assange nada tuvo que ver con el independentismo catalán, sino con un nuevo proyecto online que desarrolla junto a Assange y en el que ha participado Arnau Grinyó. Se trata de la revista digital Atlas of the Future, que busca difundir iniciativas "democráticas para crear un mundo mejor". En todo caso, ha señalado que hay muchas cuestiones ideológicas suyas que coinciden con las de Julian Assange. "La visita fue totalmente transparente y legal", ha comentado.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña