Trendrinks | Anfabra: "No queremos que se demonice nuestro sector"

Anfabra pide al Gobierno que se retome el recurso de inconstitucionalidad contra el impuesto catalán a los refrescos.

John Rigau, presidente de Anfabra John Rigau, presidente de Anfabra
John Rigau, presidente de Anfabra

El "larguísimo" verano que estamos teniendo y las cifras, una vez más, de récord en el turismo han hecho que este 2017 esté siendo un buen año para el sector español de las bebidas refrescantes. Ni la "agresión" que están suponiendo las campañas antiazúcar ni el impuesto catalán a las bebidas azucaradas envasadas están ensombreciendo al sector, que hace balance hablando de un año de consolidación de la recuperación de los últimos ejercicios.

A falta de conocer con detalle los números que va a dejar este 2017, nos quedamos con los de 2016, en el que la comercialización de refrescos en España aportó 3.806 millones de euros de Valor Añadido Bruto (VAB), 71.190 empleos directos e indirectos y 1.415 millones de euros en contribución fiscal. De estos últimos, 554 millones corresponden a cotizaciones sociales, 396 millones al IVA, 384 millones al IRPF y 80 millones de impuesto de sucesiones.

Son datos de la Asociación de Bebidas Refrescantes (Anfabra), que ha celebrado su asamblea anual y, de paso, ha soplado 40 velas con motivo de su 40 aniversario.

"La producción anual de bebidas refrescantes en España ronda los 4.400 millones de litros. Además del trabajo directo de fabricantes y marcas, existe un gran entramado industrial y social del que forman parte centenares de empresas", ha dicho John Rigau, presidente de Anfabra.

En su comparecencia, Rigau ha aprovechado para defender al sector contra los "ataques" que está recibiendo ante la "demonización" que está sufriendo el azúcar. "No queremos que se demonice nuestro sector; no queremos que se nos señale como culpables de la obesidad en la sociedad", ha comentado. En su argumentación, ha señalado que entre 2005 y 2015 el sector ha reducido el uso de azúcar en un 26%: "El 30% de las bebidas que vendemos son light y es una muestra de nuestro compromiso por cambiar los hábitos de consumo".

"No queremos que se nos señale como culpables de la obesidad en la sociedad"

En relación al impuesto catalán a las bebidas azucaradas, Rigau ha dicho que el sector "no lo puede aceptar". "No queremos impuestos que sean arbitrarios y discriminatorios, sin basarse en ninguna evidencia científica. Conseguimos que no prosperara un impuesto a nivel nacional (el ministro Cristóbal Montoro lo anunció en diciembre del año pasado), pero en Cataluña la agenda va de otra forma", ha indicado.

El director general de Anfabra, Josep PuxeuEl director general de Anfabra, Josep Puxeu
El director general de Anfabra, Josep Puxeu

En declaraciones a los medios de comunicación, el director general de Anfabra, Josep Puxeu, ha afirmado que la asociación trabaja "con contundencia contra agresiones a una categoría de productos, como ha sido el caso". En ese sentido, ha indicado que estas decisiones políticas no han tenido un impacto negativo en las ventas ni en el consumo y ha recordado que se ha presentado recientemente un recurso ante la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña contra el reglamento del impuesto catalán.

A este respecto, ha avanzado que la patronal, junto al resto de la cadena alimentaria española, tienen previsto solicitar al Gobierno que se retome el recurso de inconstitucionalidad del mismo. "Sería toda la cadena de valor la que pediría este recurso a la vista de la improvisación del Gobierno catalán, así como de la propia inseguridad jurídica", ha recalcado.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña