Retailers | Lidl: "Nuestra esencia es clara: queremos ser los más baratos"

El director general de Lidl España, Michael Aranda, protagonista de una de las ponencias más esperadas en el Congreso Aecoc.

El director general de Lidl España, Michael Aranda, en el Congreso Aecoc 2016
El director general de Lidl España, Michael Aranda, en el Congreso Aecoc 2016

Lidl está de moda y su evolución y buenos resultados en nuestro país preocupan cada vez más a sus competidores en el sector del gran consumo. Por ello, la ponencia de Michael Aranda, director general de Lidl España, en el Congreso Aecoc 2016 era muy esperada y en la misma es responsable de la empresa alemana insistió en que el objetivo constante de la cadena de supermercados es "seguir siendo los más baratos".

"Para Lidl no quedarse atrás es muy importante. Cada uno tiene que tener muy clara cuál es su esencia y cuidarla. Y la de Lidl es básica: queremos ser siempre los más baratos", explicó Aranda.

"Y sin dejar de ser los más baratos tenemos que ofrecer una experiencia de compra más adaptada a las expectativas de los consumidores", añadió el director general de Lidl para explicar la evolución de sus establecimientos en España, los cuales se están renovando en los últimos meses hacia un modelo de 'tienda total', como ya hemos contado en GranConsumoTv.

"Unos optan por diferenciarse en proximidad, otros por atención al cliente... pero nosotros seguimos queriendo ser los más baratos. Es difícil fijarse una meta y no desviarse del camino, pero nosotros lo hemos conseguido", ha insistido constantemente Aranda.

En su intervención en el Congreso, Aranda apuntó que Lidl ha pasado del "hard al smart discount" porque ahora los consumidores son "smart shoppers: saben lo que quieren y lo que están dispuestos a pagar por ello". Por ello, indicó que Lidl "no vende marcas blancas, sino marcas propias exclusivas" de calidad. "La MDD ha dejado de ser ya una commodity para competir en el mercado en términos de calidad con las marcas de referencia. Esta sensibilidad ya está incorporada en la mente del consumidor, por eso es el tiempo del smart shopper".

También hizo autocrítica, "porque Lidl a veces ha tomado decisiones en España que no han funcionado y sin dar valor añadido a los clientes" y subrayó la "españolización" de la empresa, que "ha traspasado fronteras". "Aquí encontramos una relación de calidad-precio que se diferencia del resto de Europa. Exportamos un importante porcentaje de productos españoles a nuestras tiendas europeas", ha indicado. Esa exportación prontó llegará a Estados Unidos, pues Aranda ha anunciado que Lidl cruzará el charco para instalarse en el país americano a partir de 2018. La idea es llegar a ciudades de unos 30.000 habitantes.

De cara al futuro, Lidl opina que pasará por las tiendas físicas, más espaciosas, luminosas y agradables, pero sin perder de vista la digitalización: "Somos conscientes de que tenemos miles de clientes al día, pero no los conocemos, a diferencia de los pure players". En ese sentido, se ha referido a la opción de que Lidl avance con el ecommerce en España, apuntando que la cadena de supermercados "está analizando bien el mercado y la clave exacta para que Lidl pueda aportar su esencia a este reto". "Sabemos que en algunas ciudades se puede recibir en casa la compra una hora después de haber hecho el pedido online. Aún siendo un discounter esta tendencia no la podemos ignorar", ha dicho.

"Nacimos como hard discount, pero el cliente nos ha llevado al smart discount y, sea como sea, nuestro éxito futuro estará en mantener el equilibro entre nuestro modelo y las expectativas del cliente. El que deja de mejorar deja de ser número uno", concluyó Aranda.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña