Fabricantes | ¿Comprará Nomad Foods el negocio de helados de Unilever? La opción hará sonreír a muchos veteranos del helado

Existen evidentes sinergias entre los negocios de congelados y helados: ambos utilizan la misma cadena de frío, su estacionalidad es complementaria y trabajan con los mismos clientes. Por otro lado, Unilever está experimentando dificultades a la hora de vender su división de helados, valorada en 10 mil millones de euros.

Helados de varias marcas de Unilever.
Helados de varias marcas de Unilever.

Unilever anunció el pasado mes de marzo su intención de escindir su negocio de helados, que consiste en una cartera de marcas tan conocidas como Magnum, Cornetto y Ben & Jerry's, con la intención de centrarse en categorías complementarias en las que cuente con una posición de fuerza.

El gigante británico de productos de consumo explicó entonces que se había decidido por la segregación debido a que su división de helados tenía un modelo operativo muy diferente y no presentaba sinergias.

Hasta el momento, los candidatos más probables para adquirir la mencionada división de helados eran los fondos de capital riesgo, pero ahora comienzan a barajarse nuevos nombres. El presidente de la junta asesora de Frostkrone Food Group, Didier Laurent, considera que Nomad Foods es un candidato factible por una multitud de razones.

Nomad Foods es una compañía cotizada, con sede en Reino Unido, que genera 3 mil millones de euros y apareció en 2015 con una ambición muy clara: impulsar la concentración del mercado de la alimentación congelada en Europa. Hoy, es la principal compañía de productos congelados de Europa, con un portfolio que comprende varias marcas de renombre como Birds Eye, Findus e Iglo.

"Existen muchas sinergias entre las categorías de helados y alimentación congelada. Ambos tipos de producto forman parte de la misma cadena de frío, desde la fábrica hasta la nevera de los consumidores. Habitualmente, el mismo cliente, los supermercados, compra y gestiona ambas categorías. Y las dos tienen una estacionalidad inversa", razona Laurent en un artículo publicado en su perfil personal de Linkedin.

En marzo de 2021, Nomad Foods compró el grupo Fortenova, que facturaba cerca de 300 millones de euros en la región de los Balcanes. El mix del portfolio de esta compañía es de 50% alimentación congelada y 50% helados, lo que significa que Nomad Foods ya cuenta con experiencia en la categoría de helados. Es más, considera que éste es "un producto nuevo e ilusionante adyacente al núcleo del portfolio de la compañía".

"Nomad Foods cuenta con dos opciones estratégicas para crecer en el futuro: por un lado, la expansión geográfica en congelados fuera de Europa; por el otro, entrar en el mercado de los helados en Europa", prosigue el consejero.

Por otra parte, señala Laurent, parece que Unilever está teniendo problemas a la hora de vender todo el negocio de helados a un solo comprador.

Es una operación de envergadura, valorada en más de 10 mil millones de euros: una opción para Unilever sería dividir el negocio en dos partes; vender una parte a Nomad Foods y el resto a otro comprador.

Con esta operación, Nomad Foods completaría un portfolio potente y bien equilibrado de 3 mil millones de facturación en congelados y 3 mil millones de euros en ventas de helados, además de consolidar una clara posición de dominio en Europa en ambas categorías, con marcas muy fuertes.

"Sé que esto hará sonreír a muchos veteranos del helado. Hace pocos años, compaginar la comida congelada y los helados era un modelo de negocio prototípico. Ya no sucede así. Pero el futuro a menudo consiste en una reinvención del pasado...", concluye Laurent.

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña