Fabricantes | Los ingresos de los gigantes digitales, en el ojo de Bruselas

La Comisión Europea propone crear un impuesto del 3% sobre la facturación de estas multinacionales.

Billetes de euro
Billetes de euro

La Comisión Europea empieza a mirar con lupa la facturación de las multinacionales digitales y ya ha propuesto crear un impuesto del 3% sobre la misma. Con esta medida, los países del bloque comunitario podrían recaudar unos 5.000 millones de euros al año.

Bruselas apuesta por aplicar este gravamen sobre la facturación de aquellas empresas que cuentan con unos ingresos globales que superan los 750 millones en todo el mundo y los 50 millones en el bloque comunitario, informa Europa Press. Ahora bien, este impuesto se aplicaría de forma temporal hasta que se adopten las normas generales sobre el impuesto de sociedades y ayudará a evitar que los países de la UE aprueben medidas "unilaterales" que puedan crear un "mosaico" de respuestas nacionales.

En particular, la tasa temporal gravaría los ingresos generados por actividades en las que los usuarios juegan un "papel importante" en la creación de valor y que son difíciles de "capturar" por las reglas fiscales actuales. Entre ellos, los ingresos generados por la venta online de espacios publicitarios, las actividades de intermediación que permiten a los usuarios interactuar entre ellos para facilitar la venta de bienes y servicios y la venta de datos aportados por los propios usuarios.

Bruselas reconoce que las reglas tributarias actuales "no están diseñadas" para cubrir a empresas globales pero con escasa presencia física

El Ejecutivo comunitario ha destacado la "gran contribución" al crecimiento económico que han protagonizado negocios digitales, como las redes sociales o las plataformas colaborativas, pero al mismo tiempo ha reconocido que las reglas tributarias actuales "no están diseñadas" para cubrir a aquellas empresas que son globales pero que apenas tienen presencia física.

DOS PROPUESTAS

Ante este nuevo escenario, la Comisión Europea ha presentado dos propuestas que necesitan el apoyo unánime de todos los socios para ser aprobadas. La propuesta de un gravamen temporal que cubra las principales actividades digitales que en la actualidad no están gravadas en la UE. Así lo han solicitado países como Francia, España, Alemania e Italia.

Bruselas propone un gravamen temporal y una revisión de las reglas sobre el impuesto de sociedades

Además, Bruselas apuesta por revisar las reglas sobre el impuesto de sociedades para conseguir que las compañías digitales paguen impuestos en el Estado miembro en el que tenga una "interacción significativa" con los usuarios a través de canales digitales. Esta es la opción preferida por la institución comunitaria para el largo plazo.

Ello hará que los Estados miembros graven los beneficios generados por las empresas digitales en su territorio, incluso aunque no tenga presencia física en ellos. Para ello, los Estados miembros podrán aplicar el impuesto de sociedades a las empresas que ingresen más de 7 millones de euros anuales, tengan más de 10.000 usuarios en un año fiscal o cierren más de 3.000 contratos de negocios para servicios digitales.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña