FOOD LOVERS CLUB_1040x150
FOOD LOVERS CLUB_600x120

Producto | Cervezas El Águila rinde tributo a su sabor original

El Águila 1900 y Sin Filtrar son las dos variedades de la marca a las que se añade una nueva variedad, Lemondrop.

Cerveza El Águila Sin Filtrar
Cerveza El Águila Sin Filtrar

Foodloversclub.es cata dos cervezas que para romper con lo habitual vuelven a los orígenes de la cerveza. rompen. El Águila 1900 y Sin Filtrar, los dos lanzamientos de una marca histórica de cerveza en España.

Con un legado histórico que arrancó en el madrileño Barrio de las Delicias allá por 1900, la cerveza El Águila regresa con un aspecto renovado, pero inspirada en sus orígenes.

El Águila 1900 es una lager que combina la intensidad de la malta caramelizada con la frescura de una mezcla de lúpulos, a la que se añade una nueva variedad, Lemondrop, una cerveza de color dorado brillante y espuma blanca consistente. Al beberla se perciben aromas frescos con un toque cítrico aportados por sus lúpulos cuidadosamente seleccionados, explica la cervecera.

Esta variedad de la marca ha acumulado numerosos premios desde su lanzamiento en 2019, entre ellos: un Gold Award otorgado por el Instituto de Calidad Monde Selection, una estrella en los premios Taste Superior Awards, considerados la Guía Michelín de los alimentos y bebidas, y premio Plata Lager en los World Beer Awards.

UN RITUAL NECESARIO

Por otro lado, la variedad más icónica de esta marca es El Águila Sin Filtrar, una cerveza tipo lager especial naturalmente turbia. Su procedencia directa de bodega le confiere gran cuerpo y frescor. Al no ser filtrada, se realza especialmente el carácter de sus lúpulos Perle y Lemondrop y se intensifican sus aromas. Esta variedad recupera los métodos tradicionales de elaboración de cerveza de principios del siglo XX en los que no se filtraban las cervezas y se mantenía toda la levadura dentro de ellas.

"Para poder disfrutar de la intensidad de esta cerveza, es necesario darle la vuelta a la botella antes de servirla y en el caso del barril, moverlo ligeramente cada día. Este ritual le confiere a esta cerveza una apariencia turbia, como recién salida del tanque que, junto con las levaduras en suspensión, le aportan más sabor y carácter", explica Paco Ruiz Gallego, maestro cervecero y director de la Fábrica de Heineken en Madrid.

Un ritual que le aporta un "sabor sin filtros", con más cuerpo, más intenso y con más carácter. Esta variedad de la marca también ha sido reconocida por los premios más importantes del sector, siendo la única cerveza española que ha ganado el Premio Internacional Grand Gold Quality.

Ambas cervezas tienen una graduación alcohólica de 5,5% en volumen. La temperatura de servicio recomendada por la marca es de 2 - 4 ºC.

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña