Industria auxiliar | Araven alcanza el millón de cestas de la compra recicladas

Una de cada siete cestas ShopRoll que la marca vende en todo el mundo ya es de la línea reciclada. El ahorro conseguido con ellas equivale cada año a dejar de verter a la atmósfera 100 toneladas de dióxido de carbono.

Cestas ShopRoll Recicladas de Araven
Cestas ShopRoll Recicladas de Araven

Araven, fabricante de cestas de cestas y carros de la compra para el equipamiento de establecimientos comerciales, ha alcanzado este mes de julio el millón unidades vendidas de uno de sus productos estrella: las cestas ShopRoll elaboradas con materiales reciclados, que sacó al mercado hace ocho años. Fue la primera reciclada del mercado y ya supone una de cada siete que vende la empresa.

Esta línea de cestas suma a todas las características del diseño original su respeto al medioambiente, disminuyendo el consumo de energía y las emisiones contaminantes. Así, el ahorro conseguido hasta mitad de junio equivale ya a 800 toneladas de dióxido de cárbono (CO2) que se han dejado de verter a la atmósfera.

Según explica la compañía, la colección y reciclado del plástico que lleva a cabo se completa con medidas técnicas y organizativas para lograr "la máxima eficacia con el mínimo impacto, con actuaciones para reducir la producción de residuos y el consumo energético, utilizar fuentes renovables y mejorar la logística del transporte".

UNA DE CADA SIETE CESTAS ES RECICLADA

Araven vende cada año de media 700.000 cestas ShopRoll, de las que una de cada siete es reciclada, con un ahorro anual medio de 100 toneladas de CO2. Desde que salieron al mercado, con el uso del plástico reciclado se ha evitado ya verter a la atmósfera 800.000 kilos de CO2, que equivalen a las emisiones de todos los habitantes de un municipio medio de Aragón en sus actividades diarias a lo largo de un mes.

Esta gama de equipamiento se inició en 2005 con la primera cesta con asa telescópica y ruedas del mundo, un diseño innovador que Araven ha extendido por todo el mundo. Estas cestas destacan por su facilidad de uso y ergonomía, que potencia la experiencia de compra, pero entre sus ventajas para clientes y comercios también se encuentran la higiene, la optimización de espacios o la durabilidad. En sus diferentes formatos, Araven ha vendido ya más de siete millones de cestas en 74 países del mundo.

El compromiso de la empresa con la innovación se mostró en 2011 al sumar a su catálogo la cesta ShopRoll Reciclada, disponible en las dos capacidades más demandadas: 34 y 52 litros, en la que se utilizan materiales procedentes del reciclaje. El plástico reciclado se colecta, limpia, selecciona y se funde para obtener nueva granza con la que se volverá a inyectar nuevas cestas, garantizando las mismas cualidades técnicas y mecánicas que la cesta estándar. Las cestas recicladas también ofrecen idénticas características de diseño, como la exclusiva asa antibacteriana con ZPZ.

La cesta ShopRoll Reciclada se encuentra ya en comercios de 31 países de Europa, América y África y Reino Unido, con más de 40.000 unidades vendidas, es el principal cliente

Estas cestas se encuentran ya en comercios de 31 países de Europa, América y África. Reino Unido, con más de 40.000 unidades vendidas, es el principal cliente de la ShopRoll Reciclada, seguido por Francia, Suecia, Ecuador y España.

Hasta el momento, la producción de un millón de ShopRoll Reciclada ha supuesto la reutilización total de 533.000 kilos de plástico. Las cestas recicladas de Araven se han empleado en más de mil millones de compras, indica la marca.

Araven tiene su sede en Villanueva de Gállego (Zaragoza) y filiales en Estados Unidos y México, con presencia en 74 países de los cinco continentes a través de una red de en torno a 30 delegaciones. En torno al 71% de su producción se vende en el exterior.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña