Retailers | Aecoc enciende la luz roja ante el futuro del gran consumo

Javier Campo, presidente de Aecoc, ha desgranado los grandes retos económicos a los que se enfrenta el sector. No ha dado la espalda a los temas más controvertidos y ha planteado un escenario en el que es necesario un aumento de la edad de jubilación, medidas para fomentar la natalidad y la necesidad de abrir las puertas a la inmigración. Pide un "Gobierno estable" que se atreva con las reformas.

Javier Campo
Javier Campo

Javier Campo, presidente de Aecoc, ha sido el encargado de dar el pistoletazo de salida al 34º Congreso Aecoc del Gran Consumo analizando la situación económica española y global. Para Campo, estamos en un ciclo de desaceleración debido al estancamiento del consumo y las exportaciones. "El crecimiento que se preveía con la digitalización no se está produciendo", ha lamentado.

Tampoco se ha mostrado muy optimista de cara al futuro, con unos datos de empleo en España que empiezan a tender a la baja y unos indicadores macro y micro que auguran un descenso del consumo para el primer trimestre de 2020.

Campo ha destacado también una verdad incómoda: "estamos perdiendo competitividad". Los salarios han aumentado pero la productividad se estanca, dos ingredientes que conllevan a la pérdida de competitividad empresarial. "Crece la renta disponible y se reduce el crecimiento del consumo, aumentando el ahorro. Se deteriora la confianza de las familias en el futuro", ha advertido Campo.

Situación del consumo y la economía española
Situación del consumo y la economía española

LA "JAPONIZACIÓN" DE LA ECONOMÍA

El presidente de Aecoc ha alertado sobre la "japonización" de la economía en el sur de Europa: la deuda pública, el estancamiento de precios, el envejecimiento poblacional, los tipos de interés negativos... Son señales que se extienden a Europa -con una previsión de tipos negativos en los próximos 7 años- y que, en opinión de Campo, adelantan una deflación de los activos que afectará al gran consumo "con consecuencias muy difíciles de valorar".

Un escenario más que previsible, asegura Campo, contra el que hay que luchar. Pero no valen atajos ni medidas cortoplacistas, por lo que Aecoc pide a los líderes políticos la realización de actuaciones estructurales que sirvan para evitar estos escenarios negativos.

El presidente de Aecoc no ha dado la espalda a los temas más controvertidos y ha planteado un escenario en el que es necesario un aumento de la edad de jubilación, medidas para fomentar la natalidad -estancada por culpa, entre otros factores, de la precariedad laboral de los jóvenes- y la necesidad de abrir las puertas a la inmigración.

Campo también ha abogado por una flexibilización -que no precarización- del mercado laboral. "La subida del SMI, que es bienintencionada, va a generar desempleo", ha aventurado el también consejero de Bankia. Por eso apuesta por una mejora de la productividad como única forma de sostener esas medidas salariales.

INNOVAR PARA SOBREVIVIR

Y esta mejora de la productividad pasa, sí o sí, por la innovación: "Necesitamos innovar más en cantidad y calidad. Y los empresarios debemos entonar el mea culpa porque no estamos invirtiendo lo necesario ni estudiando las formas correctas de reclutar talento innovador".

Esta innovación pasa por subirse al tren de otros países. Big Data, innovación, Inteligencia Artificial... Nos quedamos atrás", advierte Javier Campo. Y la única forma de mejorar nuestra competitividad pasa por sumar talento e invertir en estos campos, es decir, en apostar sin tapujos por esa innovación. En opinión de Campo, hay esfuerzos en cuanto a digitalización pero estos esfuerzos no se están canalizando bien, por eso reclama un mayor esfuerzo en cuanto a la captación de talento.

Pensiones, reformas administrativas..."Es un disparate legislar en determinadas materias en cada autonomía. Hemos de ir a un mercado único a reducir los costes de residencia. Reducir es déficit público estructural. No todo se soluciona subiendo impuestos", ha advertido Javier Campo, que ha pedido con claridad "un gobierno estable" capaz de llevar a cabo las reformas necesarias ante las turbulencias de los últimos meses. "Hemos perdido cuatro años, y eso es muy difícil de recuperar. No podemos seguir perdiendo el tiempo. Si no lo consiguen, deberían plantearse una reforma de la Ley Electoral que acabe con esta situación y nos evite la crisis. Es una cuestión de país, no solo de consumo", sentencia.

Posteriormente, Javier Campo ha detallado estas inquietudes sobre el futuro del sector, cuyo crecimiento estima caiga del 1,8 al 1,3 por ciento en el próximo año. Por eso apuesta por reformas que permitan incentivar el consumo y aumentar esa escasa previsión de crecimiento. También ha hablado de la situación que se vive en Cataluña a raíz de las protestas por la sentencia del procés. Campo considera que no afectarán al consumo pero sí al turismo y, especialmente, a las inversiones a medio plazo.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña