Retailers | El súper español, más cerca de repartir con coches autónomos

La empresa especializada Revoolt recibe una importante ayuda económica para desarrollar el proyecto.

Vehículo de Revoolt
Vehículo de Revoolt

La startup Revoolt ha conseguido una financiación interesante por parte del Centro de Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI), parcialmente reembolsable por valor de 295.000 euros, por la cual esta compañía podrá desarrollar su proyecto de entregas a domicilio con vehículo eléctrico sin conductor, especialmente al servicio de las cadenas de supermercados.

Dicho de otra manera: cada vez vemos más cerca el uso de vehículos autónomos para la entrega de pedidos online en España. Ya os hemos contado algún ejemplo que nos llega principalmente de Estados Unidos. Revoolt, además, ya tiene experiencia en soluciones sostenibles para la última milla del retail alimentario y, de hecho, ya trabaja en España con compañías como Alcampo.

Ángel Sánchez, CEO de Revoolt, manifiesta su satisfacción por recibir esta ayuda económica: "Ha sido una convocatoria exigente que valida el proyecto técnico presentado, premiando el enorme esfuerzo y desempeño del equipo de trabajo asignado en Revoolt, que nos demuestra la confianza en el sector tecnológico del organismo público y, además, nos motiva para continuar buscando respuestas eficientes, innovadoras y respetuosas con el medio ambiente".

"Nos motiva para continuar buscando respuestas eficientes, innovadoras y respetuosas con el medio ambiente"

Son cada vez más las empresas que se dedican a la fabricación de vehículos autónomos y también es cada vez mayor la confianza del consumidor en este proceso. Prueba de ello son las múltiples opciones que los automóviles ofrecen a sus conductores en la actualidad: encendido y apagado automático de luces, mantenimiento en el carril de circulación, frenada automática de emergencia o asistencia de aparcamiento.

Según datos del estudio 2018 Deloitte Global Automotive Consumer, la desconfianza de ir en un coche autónomo ha descendido. En Alemania esa desconfianza ha reducido del 72% al 45% y en Francia del 65% al 37%. En este contexto, los principales fabricantes se han propuesto introducir sus vehículos totalmente conectados y autosuficientes a partir de 2020. El CEO de Revoolt explica que la startup quiere "desarrollar la primera caja de transporte conectada, capaz de gestionar y controlar todas las interacciones entre el vehículo sin conductor que realiza el envío de pedidos, los usuarios que reciben la compra y la plataforma digital Revoolt que facilita la administración de todos los actores involucrados en el proceso de entrega".

Sánchez expresa que, "para llevar a cabo este proyecto de investigación, se tendrán en consideración los estudios previamente realizados sobre los requerimientos de carga necesarios para el transporte de una cesta media, así como la colaboración con Torrot, empresa pionera en la fabricación de vehículos eléctricos de dos y tres ruedas, para la definición de un baúl de almacenamiento".

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña