Trendrinks | La cerveza espera remontar con el calor y el Mundial de Fútbol

Mal inicio de 2018 para el sector, que ve difícil igualar las cifras de ventas del año pasado. La climatología no ha ayudado en nada.

Consumidores brindando con cerveza
Consumidores brindando con cerveza

Ya a principios del pasado mes de mayo el sector cervecero sacó músculo al avanzar sus datos económicos de 2017. Este martes era el momento de presentar el informe definitivo, excusa perfecta para el estreno en una rueda de prensa del nuevo secretario general de Agricultura y Alimentación del MAPA, Fernando Miranda, que ha valorado la importancia de un sector vital para la economía española. El consumo de cerveza es señal de que la economía va bien y muestra de ello son los números del año pasado, difíciles ya de repetir en este 2018 que está enfriando un poco el optimismo de las empresas cerveceras. Solo el Mundial de Fútbol y que el verano se alargue pueden hacer que las cifras de este año sean también de sobresaliente.

Las compañías cerveceras comercializaron 35,7 millones de hectolitros de cerveza en 2017, un 3,8% más que el año anterior. Cerveceros de España explica que el turismo, la estabilidad fiscal, la mejora de la economía, el impulso de la hostelería y el buen tiempo que se vivió el año pasado son los principales causantes de este gran resultado.

El consumo de cerveza llega a los 39,5 millones de hectolitros (+4%). Cada español bebe 48,3 litros de cerveza al año, cifra por debajo de la media europea, situada en 76 litros anuales. Ejemplo de que el turismo tiene mucho que ver en el consumo cervecero en nuestro país. De hecho, la hostelería representa el 63% del total (+6,7%), vendiendo 19,80 millones de hectolitros de cerveza. Es más: la cerveza concentra el 40% de las bebidas frías consumidas en hostelería, un 1,4% más que el año anterior. Andalucía, sur de Extremadura, Ceuta y Melilla se mantienen como las primeras regiones en ventas: 8,5 millones de hectolitros comercializados en 2017.

En cuanto a la producción, España elaboró el año pasado 37,6 millones de hectolitros (+3,2%), situándose así en el cuarto país europeo que más produce, tras Alemania, Reino Unido y Polonia. Precisamente superar en breve a Polonia es uno de los grandes retos que se plantea el sector a corto plazo, para llegar así al privilegiado Top 3. A nivel mundial, España es la undécima productora: la clasificación está liderada por China, Estados Unidos y Brasil.

Ya que hablamos de la cerveza fuera de nuestras fronteras, hay que destacar que las exportaciones españolas llegan a los 3 millones de hectolitros: +240% en los últimos diez años. Se dice pronto. Portugal, China, Reino Unido, Irlanda y Guinea Ecuatorial son los principales destinos.

Con cifras así, es normal que Jacobo Olalla Marañón, director general de Cerveceros de España, esté más que contento. "Somos un sector unido y diverso. El consumo de cerveza es señal de que la economía va bien. Crecemos en todos los indicadores y eso demuestra la importancia de toda la cadena de valor multisectorial y transversal que hay detrás de cada una de las cervezas que se consumen en nuestro país", señala.

"Somos un sector unido y diverso. El consumo de cerveza es señal de que la economía va bien"

Olalla Marañón señala que para este 2018 será difícil igualar las cifras de tan "extraordinario" 2017. Apunta que, principalmente, la climatología no ha ayudado para nada, con la llegada tardía del calor. Por ello precisamente se ha visto una reducción del turismo, también afectado por una Semana Santa tempranera en el mes de marzo. Además, señala que "hay un factor estadístico: 2017 fue muy bueno y es difícil mantener la nota". Por eso, el sector se agarra al Mundial de Fútbol, evento que se siempre empuja a que aumente el consumo. Eso sí, la selección española debe poner más de su parte para llegar lejos... También se mira al cielo y se espera que el calor y el buen tiempo se prolongue hasta el otoño.

"2017 fue muy bueno y es difícil mantener la nota"

El reto del sector es también recuperar los niveles de consumo de cerveza que se veían antes de la crisis economía. Se esperaba que este 2018 era el año para conseguirlo, pero todo apunta a que no será así. "Tal como va la cosa, es difícil que lo consigamos", dice Jacobo Olalla Marañón.

Estabilidad fiscal

El encuentro de este martes también ha servido al secretario general de la Federación Española de Hostelería (Fehr), Emilio Gallego, para pedir al nuevo Gobierno de Pedro Sánchez que mantenga la estabilidad fiscal existente en el sector y que no se le impongan nuevas cargas impositivas para mantener el crecimiento del sector en el territorio nacional.

"Es necesario mantener la estabilidad fiscal y no incorporar ningún incremento impositivo nuevo para evitar que se desincentive el consumo en el canal Horeca, donde el valor añadido de los productos es mayor", ha demandado Gallego.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña