Fabricantes | Autocontrol da la razón a Fiab: ve "engañosa" la campaña de DKV contra el azúcar

La Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas denunció la publicidad de DKV, para la que contó con el influencer y nutricionista Carlos Ríos, al considerar que podía "inducir a error a los consumidores".

Terrones de azúcar
Terrones de azúcar

La Sección Cuarta del Jurado de la Asociación para la Autorregulación de la Comunicación Comercial (Autocontrol), ha dado la razón a la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas (Fiab), en su reclamación contra la publicidad de la aseguradora DKV en contra del azúcar.

El Instituto DKV de la Vida Saludable publicó un manifiesto sobre el consumo responsable del azúcar de la mano del popular influencer y nutricionista Carlos Ríos quien, en los últimos tiempos, se ha convertido en el 'azote' de algunas cadenas de distribución y de sus "supuestos consejos saludables", tal y como os informamos en su momento.

En concreto, la Federación presentó una reclamación contra la citada campaña al considerar que dicha publicidad "es engañosa y omite información relevante, pudiendo inducir a error a los consumidores y siendo susceptible por lo tanto de alterar su comportamiento económico", informa Autocontrol en un comunicado.

Fiab también realizó la reclamación ante este organismo al considerar que la campaña contraviene la norma 21 (publicidad denigratoria) del Código de Autocontrol. En su dictamen, este organismo independiente de autorregulación de la industria publicitaria en España, considera que la publicidad "traslada mensajes que no se ajustan al principio de veracidad y que son claramente aptos para menoscabar el crédito del azúcar en el mercado".

Asimismo, señala que la campaña de DKV "trasladaba el mensaje según el cual el azúcar es un peligro, cuando en realidad es un alimento de consumo ordinario que, consumido dentro de las pautas recomendadas, no puede ser considerado un peligro". Y añade: "Tampoco sería cierta la alegación según la cual el azúcar es el causante único de la obesidad y de la diabetes, en la medida en que constituyen enfermedades en las que influyen una pluralidad de factores y no pueden vincularse exclusivamente con el consumo excesivo de azúcar".

"Ocurría lo mismo –continúa el dictamen- con el mensaje según el cual el consumo excesivo de azúcar implica un riesgo de muerte puesto que en ésta influye una pluralidad de factores".

FALTA DE VERACIDAD

Autocontrol considera, en relación con la afirmación de dicha publicidad según la cual "en España superamos en un 22% el consumo recomendado por la OMS", y tras analizar el resumen publicado por la OMS aportado al expediente, que la misma no era veraz por dos motivos: en primer lugar, a la hora de recomendar la ingesta diaria de azúcar, la OMS se refería en todo momento a "azúcares libres" y no a azúcar en general, como hacía la publicidad. En segundo lugar, el Jurado no encontró información en el documento aportado que sustentara la alegación, ni en la publicidad se explicaba cómo se había calculado ese porcentaje ni los datos que habían servido de base para su cálculo.

Finalmente, el dictamen señala que la publicidad "contravenía la norma 21 (publicidad denigratoria) del Código de Autocontrol, en la medida en que trasladaba mensajes que no se ajustaban al principio de veracidad y que eran aptos para menoscabar el crédito del azúcar en el mercado". "Esta conclusión se veía reforzada a través de la alegación según la cual el azúcar es un peligro 'que se oculta' en la medida en que atribuía a los responsables del producto la intención de ocultar los supuestos peligros del azúcar", aclara.

Se da la circunstancia de que DKV no está asociada a Autocontrol, por lo que puede ignorar el contenido del dictamen. Según El Confidencial, desde la propia aseguradora reconocen el conflicto generado por su manifiesto y su campaña, una reacción que esperaban cuando se habla del azúcar, y defienden la legitimidad de su mensaje, sobre el que vienen trabajando desde hace una década para divulgar estilos de vida saludables y para advertir sobre los problemas identificados a través de sus propios clientes.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña