Fabricantes | El nuevo etiquetado de la leche ya es una realidad

Toda la leche y productos lácteos que hayan sido obtenidos, elaborados y envasados en España a partir de este martes tendrán que especificar con claridad la denominación “Origen: España”.

Un consumidor revisa la etiqueta de una botella de leche
Un consumidor revisa la etiqueta de una botella de leche

Este martes 22 de enero ha entrado en vigor oficialmente la normativa que obliga a indicar el país de origen de la leche y los productos lácteos en el etiquetado.

Se trata del Real Decreto 1181/2018 ; una legislación que regulará durante los próximos dos años la indicación obligatoria del origen de la leche utilizada como ingrediente en el etiquetado de leche y productos lácteos elaborados y comercializados en España.

De esta forma, los consumidores verán por primera vez en el etiquetado de estos productos tanto el país de origen en el que la leche ha sido ordeñada, como el país donde ha sido transformada, por lo que se facilita el derecho a la elección de compra de los consumidores.

El nuevo etiquetado indicará el origen de la leche utilizada como ingrediente que represente un porcentaje superior al 50 %, expresado en peso, respecto al total de ingredientes utilizados. Las etiquetas tendrán que incluir y señalar el país de ordeño y el de transformación y si coinciden se indicará el lugar tras la mención “Origen de la leche: (lugar donde la leche ha sido ordeñada y transformada)”.

Una de las principales normas es que tendrá que ponerse la etiqueta “España” siempre que el país de ordeño o de transformación sea exclusivamente España, no pudiendo sustituirse por la expresión “UE”.

REACCIONES A LA NORMATIVA

Esta norma afecta también a yogur, nata, lactosueros, mantequilla, quesos o requesón, entre otros productos lácteos, y ha sido bien acogida por el sector lácteo, que confía en que la llegada de ese nuevo etiquetado potencie las ventas de este alimento, principalmente en los que marquen su origen español.

Así lo ha asegurado en declaraciones a Efeagro la nueva presidenta de la Organización Interprofesional Láctea (Inlac), Charo Arredondo, al asegurar que "cada vez queremos saber más lo que comemos y el etiquetado del origen será muy positivo para ello”.

La responsable de la organización estima que no será hasta marzo cuando la mayor parte de la leche y los lácteos que estén en los lineales de los supermercados presenten ya las nuevas etiquetas.

La norma tendrá dos años de vigencia, un tiempo en el que habrá que analizar los resultados y determinar si conviene prolongarla, ha recordado.

Cooperativas Agro-alimentarias, por su parte, ha valorado positivamente la entrada en vigor de la normativa.  Según la asociación, esta normativa había sido reclamada “hace tiempo” desde la organizaciones, además de otras organizaciones ganaderas y asociaciones de consumidores. Por eso, a su juicio, el consumidor “muestra cada vez una mayor preocupación” por la sostenibilidad del hábitat rural y del medio natural que lo rodea.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña