Retailers | Los robots desembarcan en la primera cadena de supermercados de Israel

La compañía Shufersal ha realizado un programa piloto en uno de sus centros que podría ampliar a todas sus tiendas en este país.

Intrerior de un supermercado Shufersal
Interior de un supermercado Shufersal

La robotización en los supermercados es ya una realidad en numerosos países. Ahora, uno más se suma a esta nueva tecnología. Se trata de la primer cadena de Israel: Shufersal. La compañía ha puesto en marcha un programa piloto con robots durante seis meses en el centro comercial Azrieli Mall, en Tel Aviv y que ya estudia ampliar al resto de su red en el país, según informa el diario Globe y recoge Noticias de Israel.

Los robots estarían operativos en estos establecimientos el año próximo. Entre sus funciones principales figuran las de hacer un seguimiento del inventario en los lineales de las tiendas y agilizar su reabastecimiento con la ayuda de cámaras inteligentes y análisis en tiempo real de los suministros de la tienda.

Hasta ahora, el robot piloto sólo ha estado activo mientras la tienda estaba cerrada a los clientes, o era vigilada por un operador, pero la empresa está estudiando la posibilidad de utilizar un dispositivo más sofisticado, y pretende que los robots sean más independientes.

Tras el éxito del programa piloto, Shufersal pretende ampliar el uso de los dispositivos que serían suministrados por la empresa Trax, especializada en el desarrollo de tecnología de visión por ordenador para supermercados. Aunque este compañía tiene su sede en Singapur la mayor parte de su investigación y desarrollo se lleva a cabo en Israel. Heineken y Nestlé son algunos de sus clientes.

EL AVANCE DE ISRAEL

Precisamente, Israel está tomando la delantera en materia de robotización del retail. Como os informábamos recientemente, una de las últimas novedades nos llegaba desde el corazón de Tel Aviv, donde la compañía CommonSense Robotics ha desarrollado el año pasado un supermercado de alimentación automatizado
subterráneo en el famoso rascacielos Shalom Meir Tower que centraliza las localizaciones de almacenamiento de las tiendas online en zonas más urbanas. La principal ventaja de este sistema es que reduce el tiempo de entrega de los pedidos a una hora.

Este supermercado automatizado, pionero en el mundo, ha logrado reducir su tamaño de manera considerable en comparación con los almacenes tradicionales. El objetivo de la compañía de robótica con esta iniciativa es agilizar los servicios de ecommerce, reducir los costes de logística y distribución y ofrecer una alternativa más sostenible.

Estados Unidos no se queda atrás. El gigante Walmart, también se han apresurado a desplegar en sus supermercados nada menos que 1.500 nuevos robots autónomos para limpiar los suelos, 300 escáneres de estanterías, 1.200 descargadores FAST y 900 nuevas torres de recogida de pedidos.

Muy popular se ha hecho también en este país el robot Marty, del minorista Ahold Delhaize, preparado para ayudar a mejorar la seguridad y la eficiencia en los supermercados.

Y otra transformación interesante, presentada en el marco de la feria tecnológica CES de Las Vegas el año pasdado, surge con la llegada de BreadBot, un robot capaz de elaborar más de 200 panes diarios (o, si se prefiere, una docena de baguettes francesas por hora). Es capaz de mezclar, amasar, probar, hornear y vender pan como una máquina expendedora. Este ingenio pretende automatizar el proceso de una forma sencilla y ofrecer así, en apenas 90 minutos, pan recién horneado. El robot, del fabricante Wilkinson Baking Company, está pensado, sobre todo, para grandes superficies y supermercados ya que, gracias a este invento, podrán asegurar a sus clientes un pan horneado en el momento y, además, se ahorrarán los costes de entrega de terceros.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña